0

Sofia Coppola…¡CULPABLE! (O cómo sumarse a la lista de directores cuyas películas son peores que sus tráilers)


Es de noche. Podemos oír un coche que se acerca. Alguien se baja de él. Son cinco adolescentes, pero no podemos distinguir sus caras. Aún. Se acercan  procurando no hacer ruido a la verja de lo que parece ser una mansión, y uno a uno la van saltando. Se ponen las capuchas de sus sudaderas para que la cámara de seguridad no les grabe, y van andando hacia atrás hasta la lujosa vivienda. Buscan una entrada y la encuentran. Y pum, empieza a sonar Crown on the Ground a todo volumen. Créditos iniciales. Parece un buen comienzo ¿no? Pues sí, pero será una de las pocas escenas interesantes que nos dará Sofia Coppola con su última película, The Bling Ring.


los-protagonistas-al-completo

El tema de esta semana es “Crimen y Castigo” y sí, en efecto The Bling Ring narra los sucesos reales de unos criminales un poco diferentes, una banda de adolescentes un poquillo obsesionados con el estilo de vida del derroche y la fama, que localizaban las casas de algunas de las estrellas más famosas de Hollywood por internet, y usando también esta herramienta, se aseguraban de cuando no estaban en casa para aprovechar y robarles.

Cuando leí la trama de la película, me pareció que Sofia Coppola, sabría manejarla bien, y hacer una buena crítica de ese estilo de vida excesivamente materialista y sin embargo ¿qué nos encontramos con The Bling Ring ? Pues algunas cosas bien hechas, y otras mal (muy mal) hechas, siendo el balance final de la película, en mi opinión, negativo. Lo mejor de la película son su banda sonora y las actuaciones en general, destacando a Emma Watson (cómo no) que consigue bordar el papel de la vacía y falsa Nicki (en la vida real Alexis Neiers), Israel Broussard y a Leslie Mann. Ah y Emma Watson bailando en la barra de stripper. Y lo peor todo lo demás, que en cierta forma, son las pruebas que podríamos presentar si quisiéramos acusar a la señorita Coppola de desperdiciar lo que podría haber sido  una cinta medianamente aceptable.

Prueba A: El guión es repetitivo. Muy repetitivo.

Uno se desespera cuando llega la mitad de la película, y sigue pasando lo mismo una y otra vez.  Como diría Homer Simpson “Me abuuuuuuurro”

Prueba B: ¿Cuál es la intención de Sofia?

No, en serio, ¿está alabando el estilo de vida o está criticándolo? Debería mostrarnos más claramente su postura, porque ciertamente parece muy ambigua.

Prueba C: Personajes más planos que Keira Knightley

Vale, es cierto que unos chicos que viven por y para la ropa, que se dejan grabar por las cámaras de seguridad, que presumen de haber robado a sus estrellas favoritas y luego en los interrogatorios afirman que son inocentes, muy profundos no pueden ser, pero podría habernos explicado por ejemplo, por qué son así.

Prueba D: Se ha pasao’ de glamour

Los ladrones reales no eran tan elegantes ni atractivos como se nos muestran (aunque supongo que esta prueba no es válida ya que es aplicable a toda película americana basada en hechos reales) como podéis juzgar vosotros mismos.

http---s3.amazonaws.com-pmbucket-site-articles-44817-original

Los miembros reales de “The Bling Ring”


En definitiva, que Sofia Coppola es CULPABLE, (golpes de martillo de juez) de haber hecho una película peor que su tráiler y que el artículo de Vanity Fair en el que se basa, además de homicidio de ideas con futuro en primer grado.

Y tú, ¿tienes alguna prueba o testigo más que pruebe la inocencia o que confirme la culpabilidad de la señorita Coppola? Si es así, házmelo saber en los comentarios, o contesta en la encuesta que hay aquí abajo.

Álvaro Vidal

Anuncios